Diez minutos, tres neurólogos y una paciente con suerte

08 de febrero de 2017
Diez minutos, tres neurólogos y una paciente con suerte

"¡Ellos comenzaron el proceso que finalmente salvó mi vida!"
- Lori Hoopingarner

Identificar las señales de un posible accidente cerebrovascular posiblemente fue lo que ayudó a salvar la vida de Lori Hoopingarner. Lori estaba desayunando con su marido el verano pasado cuando su visión se volvió borrosa. Cuando ella se apoyó sobre la mesa, ¡su marido hizo la prueba FAST! Le pidió que levante los brazos. Al ver que ella solo podía levantar uno de los brazos, inmediatamente llamó al 9-1-1. Llevaron a Lori al Temecula Valley Hospital, un Centro Primario Avanzado para la Atención de Accidentes Cerebrovasculares.

Robert Steele, MD, médico de medicina de emergencias, y Monika Gupta, MD, neuróloga, aguardaban la llegada de Lori. "En menos de 10 minutos, le hicimos una tomografía computarizada, análisis de sangre y una evaluación Telestroke con dos neurólogos de UC San Diego Health", dice el Dr. Steele. "Ellos decidieron que debían darle un tPA y anticoagulantes, y derivarla al UC San Diego Health para extraerle el coágulo".

Después del procedimiento, ella lentamente comenzó a recuperar sus funciones. Lori atribuye a los médicos del Temecula Valley Hospital el mérito de haber salvado su vida. "El Dr. Steele y la Dra. Gupta me atendieron de inmediato, y su rápido accionar junto con las consultas con los neurólogos del UC San Diego Health provocaron un milagro para mi", dice Lori. "¡Fue un increíble trabajo y colaboración del equipo!". Ella cuenta que mientras la atendían por su accidente cerebrovascular, los médicos descubrieron dos defectos del corazón que ella desconocía, y continuaron controlándola.

Conozca más acerca de los Servicios para accidente cerebrovascular en Temecula Valley Hospital.

Un mes después de su visita al Departamento de Emergencias, Lori volvió a visitar a los médicos y el personal de enfermería del TVH. "Todos, incluso la directora ejecutiva, Darlene Wetton, estaban felices de verme, y yo estaba feliz de verlos. Fue muy conmovedor. Me brindaron un cuidado excepcional, y yo estoy viva gracias a ellos", dice. Lori es ahora una defensora de la comunidad y, en ocasiones, da charlas en el hospital para despertar conciencia acerca de los síntomas de los accidentes cerebrovasculares y las llamadas al 9-1-1. "Lori es un ejemplo de lo que puede hacerse cuando hay un sistema preparado, y aquí lo tenemos", dice el Dr. Steele.

Temecula Valley Hospital ha sido certificado por The Joint Commission como un Centro Primario Avanzado para la Atención de Accidentes Cerebrovasculares y es el primero de la región en obtener dicha designación.

Además, es reconocido por ser un Centro Receptor de Pacientes con Accidentes Cerebrovasculares de los condados de Riverside y San Diego. Complete una evaluación de riesgo de accidente cerebrovascular.